Año tras año, cuando nos invade la luna llena del mes hindú de Ashadh (junio – julio del calendario occidental), se celebra Guru Purnima. Se trata del día del Gurú, instancia en la que tradicionalmente se honra a todos los maestros y guías espirituales.

Un Gurú es aquel ser que nos lleva de la oscuridad a la luz, iluminando con sus enseñanzas la Verdad en las ilusiones en las que vivimos, las cuales causan nuestra agonía, nuestro dolor, y nuestros rencores. El Gurú trae la luz del verdadero entendimiento a través del cual nuestros egos, nuestros deseos insaciables, nuestras expectativas no cumplidas y nuestras ilusiones se disipan.

Si bien esta festividad tiene su origen en la India,  cada año es conmemorada en el resto del mundo, en cualquier rincón donde haya personas dispuestas a homenajear a sus maestros espirituales; seres que con sus enseñanzas nos sacan de la oscuridad.


TRADICIONES, OFRENDAS Y CELEBRACIÓN

guruuu

La manera en que tradicionalmente se celebra esta festividad es realizando ofrendas al Gurú: frutas (cocos, limas, plátanos), guirnaldas de flores, vestimentas nuevas y dinero.
A su vez, se puede adorar al Gurú con un Pāda Pūjā; un ritual a los pies del maestro espiritual en que se lavan sus pies mediante polvos y líquidos considerados sagrados por la cultura védica (cúrcuma, vibhuti, polvo de sándalo, leche, agua de rosas, entre otros). Si el maestro está presente en su cuerpo físico, este ritual se hace directamente a sus pies de carne y hueso. Si, en cambio, no está presente físicamente, se recurre a las pādukās, sandalias de metal o madera que representan los pies del Gurú.

La adoración a los pies del Gurú (ya sea literal o simbólica), se debe al hecho de que los pies son tradicionalmente considerados como un terminal de poder y gracia espiritual. Postrarse a los pies del Gurú también expresa la auto-entrega por parte del devoto; es la forma externa de demostrar su devoción y obediencia interna a las enseñanzas de ese maestro particular.

Por otra parte, postrarse ante un maestro espiritual también puede significar simplemente una muestra de respeto, sin que por ello la persona postrada sea seguidora de ese Gurú. En la India, aún a día de hoy, muchas personas tocan los pies de los monjes, sadhus o renunciantes, como así también de las personas mayores o de los propios padres, como un signo de respeto tradicional.

guru-purnima

LA IMPORTANCIA DE TENER UN GURÚ

Para comprenderlo mejor, compartimos un fragmento de discurso espiritual de Swami Premananda sobre esta celebración:

«Guru Purnima es un día del año en que los aspirantes espirituales y los devotos de maestros espirituales recuerdan la bondad, la compasión y el servicio que los maestros han dado al mundo y la gracia que aún están concediendo. Los maestros espirituales provienen de todas las religiones y de una variedad de países y entornos culturales, y no obstante su meta es la misma: elevar y guiar espiritualmente a los seres humanos y aliviarles de sus sufrimientos en este mundo.

Debido a las bendiciones de los maestros y a los muchos frutos de sus poderosas sadhanas (prácticas espirituales), los estudiantes de hoy pueden progresar rápidamente en el sendero espiritual si poseen la voluntad y la sincera aspiración de hacerlo.
Lo Divino vive dentro de todos vosotros, pero al moveros en el mundo olvidáis totalmente la Divinidad interior. A medida que crecéis, la Divinidad se pierde. En esta etapa necesitáis ayuda. Necesitáis un Gurú que os haga conocer y comprender que el Yo supremo es la gran verdad y la realidad en vuestra vida, no vuestro cuerpo físico y vuestra mente. Sin el gran poder del Gurú es muy difícil realizar el estado interior de Divinidad.

El Gurú les ofrece a los que verdaderamente buscan el sendero, una vida Divina con instrucción, guía y gracia constantes. Cuando digo gracia, me refiero a la energía de lo Divino. Al acercaros a lo Divino, shakti, la fuerza sagrada os atrae más y más cerca. La rapidez con la que vais hacia lo Divino depende de vuestra sinceridad y ahínco. Un acercamiento obstinado, continuo y resuelto es de gran valor en el sendero».

PRACTICAR NUESTRA GRATITUD

El día de hoy, Guru Purnima, es una instancia muy especial para practicar nuestra gratitud, conectándonos con todos los maestros que han estado en nuestras vidas aportando a nuestro crecimiento y evolución, enseñándonos con su amor y sabiduría.